accidente

El INSHT publica un informe en el que se establece una priorización de actividades económicas, según siniestralidad total y grave-mortal ajustada por la población afiliada.

La clasificación de actividades económicas, atendiendo únicamente al índice de incidencia de accidentes de trabajo con baja en jornada de trabajo, permite detectar a grandes rasgos aquellos colectivos con mayor riesgo o probabilidad de sufrir accidentes de esta índole. Este criterio podría ser de especial utilidad para detectar los grupos más vulnerables, pudiendo orientar la planificación de recursos en materia de evaluación de riesgos, vigilancia de la salud específica, etc.

Entre los datos recogidos en el informe destacamos:

Ramas prioritarias en función de la siniestralidad y la población a riesgo son:

  • Industria de la alimentación
  • Fabricación de productos metálicos, excepto maquinaria y equipo
  • Construcción de edificios
  • Actividades de construcción especializada
  • Asistencia en establecimientos residenciales
  • Transporte terrestre y por tubería

Ramas prioritarias en función del impacto de la siniestralidad (gravedad) y la población a riesgo:

  • Agricultura, ganadería, caza y servicios relacionados con las mismas
  • Fabricación de productos metálicos, excepto maquinaria y equipo
  • Construcción de edificios
  • Actividades de construcción especializada
  • Transporte terrestre y por tubería

 

Más información

 

 

 

¿Te gustó este artículo? Compártelo!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *